3 Tendencias de Data Center 2021

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin

1. Sostenibilidad

La respuesta al cambio climático y la búsqueda de una sociedad y economía más sostenible se puede lograr ajustando los sistemas y equipos de la cadena productiva. Los CPDs también quieren sumarse a aportar, y los esfuerzos para obtener instalaciones que no solo fueran más eficientes sino también compatibles con los modelos de producción sostenible se hicieron cada vez más intensos. Hoy en día, existen varias normativas que pueden orientar a los profesionales de los centros de datos a adoptar modelos más sostenibles, como el modelo de madurez de Green Grid, que establece que, para alcanzar el nivel más alto, es necesario aprender a controlar las emisiones de dióxido de carbono durante el proceso regenerativo de las instalaciones electromecánicas.

Actualmente ya existen normativas que nos ayudad a aportar en temas de sostenibilidad, tal es el caso de la norma ISO / 14001 la cual considera el reciclaje de desechos electrónicos, o el “Código de Conducta Europeo CPD para la Eficiencia Energética”.

Finalmente, otra solución viable es utilizar energía renovable para alimentar nuestros dispositivos. Recordemos que las regulaciones de la UE recomiendan que el suministro de energía renovable debe alcanzar el 15% para 2020.

Para mejorar la eficiencia, debemos continuar con el desarrollo de estrategias para reducir las emisiones contaminantes de nuestros dispositivos. Muchas empresas han propuesto medidas de implementación para frenar el impacto ambiental de sus instalaciones, además, mejorado la sostenibilidad de nuestros centros de datos nos permite obtener algunas ventajas:

  • Incrementar el valor de nuestra marca como empresa con responsabilidad medioambiental.
  • Nos permite reducir el costo total de nuestros consumos eléctricos.
  • La rentabilidad de la innovación aumenta.

2. Almacenamiento en la Nube

“Con las habilidades técnicas en escasez y el crecimiento de datos de manera exponencial, las organizaciones necesitan automatizar las tareas de gestión de datos. Los proveedores están agregando capacidades de aprendizaje automático e inteligencia artificial (IA) para hacer la gestión de datos y procesar la autoconfiguración y el autoajuste para que el personal técnico altamente calificado pueda concentrarse en tareas de mayor valor”.

Gartner Inc, empresa consultora y de investigación de las tecnologías de la información.

El crecimiento en la nube, nube híbrida y la infraestructura definida por software también están impulsando la demanda de almacenamiento hiperconvergente. La decisión de llevar a las empresas hacia la informática de punta también está acelerando la adopción del almacenamiento hiperconvergente. Debido a que son más fáciles de administrar que las matrices de almacenamiento tradicionales, los dispositivos hiperconvergentes son muy adecuados para la configuración de oficinas remotas y minoristas, y las empresas están descubriendo que a menudo es más rentable hacer algo de almacenamiento y procesamiento en el borde de la red en lugar de transmitir todo a la nube pública.

Tanto los líderes empresariales como los consumidores sospechan cada vez más de los algoritmos de aprendizaje automático utilizados para analizar los datos. Como resultado, los administradores de datos y almacenamiento se enfrentan a una creciente necesidad de demostrar no solo que sus datos son seguros, sino también que son confiables, ya que se han recopilado, almacenado y procesado con integridad y responsabilidad.

3. 5G y Edge Computing

El Edge computing es un tipo de informática que ocurre en la ubicación física del usuario, de la fuente de datos, o cerca de ellas. Al establecer servicios de computación cerca de esas ubicaciones, los usuarios obtienen servicios más rápidos y confiables, y las empresas aprovechan la flexibilidad del cloud computing híbrido. Con el Edge computing, una empresa puede usar y distribuir un conjunto común de recursos en una gran cantidad de ubicaciones.

Otros beneficios del Edge computing incluyen la capacidad para agregar y analizar datos masivos in situ, lo cual permite tomar decisiones casi en tiempo real. El Edge computing reduce aún más el riesgo de exponer los datos confidenciales, ya que mantiene toda esa potencia informática en un lugar cercano. Esto permite que las empresas controlen mejor la proliferación de la información, como los secretos comerciales del sector, o que cumplan con las políticas normativas, como el Reglamento General de Protección de Datos (GDPR).

5G, el gran aliado de Edge Computing

Al igual que ha ocurrido con otras muchas mejoras tecnológicas, el 5G ya está aquí, y lo hará para quedarse, más allá de las guerras tecnológicas entre China y Estados Unidos. La implantación de la red móvil de quinta generación cambiará la manera de comunicarnos, multiplicará la capacidad de las autopistas de la información y posibilitará que objetos cotidianos, desde la nevera hasta los automóviles, puedan conectarse (con nosotros y entre sí) en tiempo real. Su despliegue supone una auténtica revolución tecnológica que permitirá, por ejemplo, realizar intervenciones quirúrgicas tele asistidas, como la que realizaron recientemente en Barcelona, desplegar nuevas flotas de vehículos autónomos y coordinar los trabajos agrícolas través de sensores instalados en distintos puntos de un campo de cultivo.

El avance más significativo vendrá de la mano de la velocidad. El 5G permitirá navegar hasta a 10 GBps (gigabytes por segundo), 10 veces más rápido que las principales ofertas de fibra óptica del mercado. A ese ritmo se podrá, por ejemplo, descargar una película completa en cuestión de segundos.

Además, la latencia (el tiempo de respuesta de la red) también experimentará un avance significativo. Según los operadores, esta podría reducirse a 5 milisegundos, un período casi imperceptible para los humanos, lo cual nos permitirá conectarnos prácticamente en tiempo real. Este dato es especialmente importante, por ejemplo, para minimizar el tiempo de respuesta de un vehículo autónomo de cara a mejorar la seguridad tanto de los ocupantes como de cualquier viandante que le circunde.

Gracias a esta nueva tecnología podremos, por ejemplo, aumentar exponencialmente el número de dispositivos conectados. Vehículos, robots industriales, mobiliario urbano (badenes, calzada, paradas de autobús) o cualquier dispositivo electrónico que tengamos en casa (desde la alarma la lavadora, la nevera o el robot aspirador) podrán conectarse y compartir información en tiempo real.

Scroll al inicio